Así, se posicionó al empleo en el centro de las políticas públicas, afirmando al trabajo como articulador entre la esfera económica y la social, como fuente de dignidad de las personas y como factor básico de ciudadanía


Download 445 b.
Sana10.07.2017
Hajmi445 b.











La decisión del Gobierno Nacional desde 2003 fue la de ir construyendo un nuevo modelo económico-social que recupere el rol del Estado desde una mirada heterodoxa en lo económico, que se articule y tenga absoluta coherencia con las dimensiones sociales y laborales.

  • La decisión del Gobierno Nacional desde 2003 fue la de ir construyendo un nuevo modelo económico-social que recupere el rol del Estado desde una mirada heterodoxa en lo económico, que se articule y tenga absoluta coherencia con las dimensiones sociales y laborales.

  • Así, se posicionó al empleo en el centro de las políticas públicas, afirmando al trabajo como articulador entre la esfera económica y la social, como fuente de dignidad de las personas y como factor básico de ciudadanía.

  • La promoción del empleo genuino, de calidad, productivo y justamente remunerado, junto a la ampliación del sistema de protección social, constituyen los principales canales a través de los cuales el actual enfoque político mejora las condiciones de vida de las personas.



Este nuevo patrón de crecimiento recupera el papel de los actores sociales, tanto los del mundo del trabajo (sindicatos y empresarios) como de la sociedad civil en su conjunto.

  • Este nuevo patrón de crecimiento recupera el papel de los actores sociales, tanto los del mundo del trabajo (sindicatos y empresarios) como de la sociedad civil en su conjunto.

  • La visión que impulsó al actual modelo fue que las acciones y políticas aisladas para enfrentar la exclusión social no son suficientes, se requiere la definición de un proyecto socio-productivo integral que avance consistentemente sobre todas las aristas de esta problemática que amenaza a las bases constitutivas de nuestro país.







































































Con el desarrollo y la revitalización de la negociación colectiva se pasa del conflicto social al laboral, en el marco de la disputa normal de intereses que se produce en las relaciones de trabajo.

  • Con el desarrollo y la revitalización de la negociación colectiva se pasa del conflicto social al laboral, en el marco de la disputa normal de intereses que se produce en las relaciones de trabajo.

  • El perfil de los conflictos laborales se reitera en los últimos cinco años con escasas variaciones.

  • Esto permite afirmar que se han constituido como una expresión normal de la divergencia de intereses de los actores de las relaciones de trabajo, dentro del nuevo modelo socioeconómico.









La inclusión social debe ser una condición para el desarrollo y no una mera consecuencia “de su derrame”. Hoy la Argentina está construyendo sustentablemente un piso de protección social.

  • La inclusión social debe ser una condición para el desarrollo y no una mera consecuencia “de su derrame”. Hoy la Argentina está construyendo sustentablemente un piso de protección social.

  • Las estrategias desarrolladas fueron las siguientes:

    • Favorecer la generación de empleo decente con protección social.
    • Incluir dentro del sistema de protección social a trabajadores informales y desocupados y a otros colectivos vulnerables, a través de:
        • Incorporación al sistema jubilatorio de los adultos mayores excluidos.
        • Extensión del sistema de asignaciones familiares a los niños no cubiertos por el sistema contributivo (Asignación Universal por Hijo para Protección Social).
        • Ampliación de las políticas activas de empleo para favorecer la empleabilidad de todos los trabajadores.












Los avances alcanzados por el nuevo esquema de políticas han sido fundamentales para la construcción de una sociedad más equitativa.

  • Los avances alcanzados por el nuevo esquema de políticas han sido fundamentales para la construcción de una sociedad más equitativa.

  • La expansión sin antecedentes del empleo registrado, la reducción de la desocupación, el incremento de los salarios, la dinamización de la negociación colectiva y la ampliación de la cobertura del sistema de protección social han dado lugar en estos últimos siete años a un proceso de mejora significativa de la distribución del ingreso, como no se había observado al menos desde mediados de la década del setenta.













La crisis mundial 2008/09 encontró muy bien posicionada a la Argentina a raíz de las características del patrón productivo y de crecimiento puesto en marcha en 2003.

  • La crisis mundial 2008/09 encontró muy bien posicionada a la Argentina a raíz de las características del patrón productivo y de crecimiento puesto en marcha en 2003.

  • Frente a la situación contractiva mundial se reaccionó de inmediato para reforzar el estímulo a las inversiones, la producción y el consumo, preservando el empleo. La implementación de las políticas anticíclicas alcanzaron al 1,8% del PBI.

  • Se amplió el Programa de Recuperación Productiva (REPRO) donde el Estado subsidia parte del salario de los trabajadores en empresas con situaciones de crisis. En 2009 se cubrió a 143 mil asalariados pertenecientes a casi 2.800 establecimientos, en su mayoría PyMEs (77%).

  • Se mantiene la dinámica de la negociación colectiva y se refuerzan como estrategias anticíclicas las acciones en materia de políticas activas de ingresos y de empleo.









El modelo productivo y las políticas llevadas adelante desde el año 2003 implicaron un quiebre en la lógica neoliberal que guió la mayoría de las decisiones desde mediados de los años ´70.

  • El modelo productivo y las políticas llevadas adelante desde el año 2003 implicaron un quiebre en la lógica neoliberal que guió la mayoría de las decisiones desde mediados de los años ´70.

  • Los logros alcanzados demuestran que el camino elegido y sostenido, incluso en el último período de alta contracción a nivel mundial, conducen a la conformación de una sociedad más equitativa.

  • No obstante, es claro que siguen persistiendo problemáticas laborales que aún afectan a una parte de la población (informalidad, empleo no registrado, terciarización fraudulenta, desempleo juvenil, inserción laboral de adultos mayores de 45 años, servicio doméstico, trabajo agrario, entre otros colectivos con problemas).

  • Estas dificultades, plantean la necesidad de profundizar este esquema de políticas para que las transformaciones operadas, terminen modificando definitivamente la estructura socio-económica del país. En ese momento habremos cumplido el objetivo compartido por todos de una Argentina productiva, equitativa, inclusiva y con justicia social.





Katalog: left

Download 445 b.

Do'stlaringiz bilan baham:




Ma'lumotlar bazasi mualliflik huquqi bilan himoyalangan ©fayllar.org 2020
ma'muriyatiga murojaat qiling